16 octubre 2007

El ejemplo de Japon, ¿nos parecemos?


En Portada de la TVE2, emitió "Japón, el Ave Fénix", puede verse en la web en tres partes (1 ,2 ,3). Un documental el que me pareció ver muchas similitudes con nuestra realidad social, política y cultural.
Viven en la segunda potencia económica mundial y sin embargo están descontentos de cómo van las cosas en su país. Sienten que los valores que definieron el carácter nacional están desapareciendo y que las cosas que daban por garantizadas están cambiando.
Los contratos basura también han llegado a Japón. Cada vez hay menos empleos vitalicios, como aquellos que conociamos de AHV, General electrica,etc, la gente tiene que acogerse a empleos temporales, peor pagados. El país en el que el 90 por ciento de la gente era de clase media ve como sus hijos no pueden encontrar formas de trabajo que les permitan salir del hogar familiar, debiendo seguir manteniendo la familia con las pensiones y en algunos casos conocen las nuevas formas de pobreza desconocidas hasta ahora. Presentan la realidad de los parques públicos en los que acampan los sin techo, muchos de los cuales trabajan pero no cobran lo suficiente para alojarse. Presentan los jóvenes cuyos contratos basura no les dan para procurarse una vivienda y duermen en los cybercafés donde pasan la noche.
Todos estos cambios son consecuencia de la introducción en Japón de la economía neoliberal que ha llevado a la aplicación de medidas que chocan con las características del modelo empresarial japonés en el que se conjugan la esencia del espíritu del Samurai, del servidor de aquel señor que se lo merece y del cual los obreros se sienten orgullosos por reconocerles y respetarles teniendo la fidelidad a la empresa, siendo para ellos orgullo la antigüedad laboral y el esfuerzo personal. El reportaje de EN PORTADA explica como la tradicional economía de Japón muy protegida por el estado vive ahora una transición hacia el modelo liberal en el que las empresas privadas tienen un mayor protagonismo y libertad.
Otra cosa que desconcierta a los japoneses, es el cambio y fortalecimiento del ministerio de defensa, el gobierno ha cedido en las pretensiones de una parte ultra conservadora del Partido Democrático Liberal. Este partido que gobierna el país desde el final de la segunda Guerra Mundial, ha creado un fortalecido ministerio de Defensa y ha mostrado en los últimos diez años que quiere potenciar las fuerzas armadas.
Los pacifistas que creen que el apoyo de Japón a las guerras de Estados Unidos contra el terrorismo, por modesto que sea, viola la constitución pacifista del país. Una constitución que comprometía su desarrollo militar con la autodefensa, prohibiendo la agresión de terceros, unas clausulas impuestas por los USA y que fueron aceptadas por las clases progresistas después de conocer sus desmanes en la Segunda Guerra Mundial y en los anteriores periodos imperialistas, pero marcados por las bombas atómicas de la Hirosima y Nagasaki con sus 250000 fallecidos y sus miles de victimas que siguen siendo la conciencia de lo ocurrido y de lo que no quieres que ocurra.
En este pacifismo, entrevistan la situación de los 400 maestros sancionados por negarse a cantar el himno nacional en las escuelas públicas, en su letra, hace referencia al honor y deber de morir por el emperador y la bandera, olvidando el espíritu pacifista de su constitución.
Tradición, cultura, valores, modernidad, cambios sociales, tecnología, economía ..........
¿Podríamos aprender de ellos?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu opinión