19 febrero 2009

El País Vasco y España, comparaciones odiosas

Hoy no comparto en análisis de IGNACIO MARCO-GARDOQUI en El Correo. Personalmente le sigo y le tengo por buen periodista económico, pero hoy veo que no esta satisfecho, no se si le molestan los resultados, que España este peor o que andemos de campaña.
En el comentario, nos define tres tipos de comparaciones, compararse con los mejores, las autocomplacientes y las malvadas, por sus comentarios, me da que mete en las tres los datos aportados por la vicelehendakari en rueda de prensa.
Reconoce que las comparaciones con España son inevitables, pero que no son homogéneas, esto me sorprende y atiendo su razonamiento.
Argumenta, "No se puede comparar un Estado con una región o con una comunidad autónoma porque son cosas diferentes", y comparto, con todas las del café para todos no, pero con nosotros, ¿como que no?. Nos dice,."Tienen ingresos distintos, gastos muy dispares y situaciones muy diversas", y las diferencias para el son las siguientes. "Las comunidades autónomas carecen de Ejército, embajadas o Casa Real; y soportan sólo su propia deuda, y no la parte alícuota que les corresponde de la deuda pública común".
Con esta argumentación debo estar confundido, si su diario se edita para Bizkaia, imagino hablara de esta comunidad autónoma, la vasca. Si no recuerdo mal, hay algo que se llama Cupo, en el cual aportamos la cuota alícuota de todos esos gastos generales del Reino de España y fijado en negociación, por lo tanto, varios párrafos para borrar.
Después nos habla de las que debería ser la comparación, con otras comunidades autónomas y de esta comparación nos resume en lo siguiente, "En las comparaciones regionales dentro de la Unión Europea, Euskadi sale muy bien parado, normalmente y dependiendo del índice que se consulte, al final del primer tercio o incluso del primer cuarto", pues vale, los datos son correctos y la cosa entre los iguales nos pone bien, pero D.Ignacio tiene pegas con las expresiones, remata con el tono de la vicelehandakari, "pero, como a España le va peor, se regocija y se lanza a pronosticar que no entraremos en recesión. Si acierta, nos lo restregará inmisericorde; y, si falla, no pasa nada, pues ya habrán pasado las elecciones."
Al final de mi lectura saco varias conclusiones, creo que los datos no son falsos, por lo tanto podemos estar medianamente contentos de no estar entre los peores y esto por una simple razón. Yo y mis vecinos de portal, calle o pueblo tenemos un poco mas de margen para coger aire, y que por alguna razón, el lugar donde vivimos esta un poco mejor que los otros.
No es cosa de regocijarme con la desgracia cercana, es coger un poco de animo, cosa que ustedes en su medio, el que leo, podrían utilizar un poquito, ese pequeño margen que tenemos para alegrarnos el día, pero parece cosa difícil y mas estando en campaña, entendemos lo truculento de las paginas 2 y 3 de su diario, pero coño en economía, denos un poco de animo en algún titular que también están para destacar lo bueno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu opinión