22 octubre 2012

Españolizar, ! hay que wert ¡


Respetado ministro de "educación", perdón pero debo entrecomillar al entender que la educación no solo son las matemáticas las ciencias y los idiomas. La educación es todo aquello que forma el carácter y la personalidad de las personas, es lo que nos hace solidarios, comprensivos, justos y hasta responsables. 
Siento decirle que usted demostró sus limitaciones para ser un buen ministro después de proclamar en el congreso algo tan peregrino como lo que expuso y reafirmo posteriormente.  Desgraciadamente esto es un síntoma de la educación que usted recibió y con esto, como podrá entender, no hablo de titulaciones académicas, ni de sus responsabilidades en esa educación.
Ayer Euzkadi le demostró como la acción política no puede someter al que no quiere ser sometido, podríamos hablar de historia, de esa que también esta dentro de sus funciones, pero usted sabe que su historia, la que aprendió y le enseñaron, dejaba la de los sometidos en las paginas no impresas. Se olvidaron y taparon la de dos naciones como Catalunya y Euzkadi, no le contaron la educación del acero, las conquistas, las monarquías y la sangre. Pero en algún momento usted, sus redactores educativos actuales y pasados, deberán rehacer una educación falsa y autocomplaciente para con ustedes y su gloria españolizadora por todo lo que llamaron imperio.
Hoy, dos Naciones reclaman democraticamente, sus ciudadanos evocan su pasado, su historia y sus derechos, exponen como durante años nos han españolizado con la fuerza, pero hay algo que les impide lograrlo, este argumento es sencillo, ustedes lo conocen y lo sienten, es el que ustedes sienten lícitamente al ver flamear sus banderas. El mismo que tenemos nosotros con las nuestras, pero llegara el momento en el que deberán reconocer que otros estamos queriendo vivir con la plena satisfacción política que no nos corresponde.
Ayer Euzkadi le demostró como después de años de barbaridades por parte de los uno y los otros, ambos decididos en la aplicación de la fuerza para con su ciudadanía el resultado es inapelable. 
Sus temores nos hicieron vivir los argumentos de la ilegalización de una parte del electorado, los otros lo hicieron a su manera,  pero sus argumentos educativos no eran ETA y su violencia, sus argumentos eran el temor a la palabra de los ciudadanos vascos, por esto, durante años han mentido, encubierto y engañado, han servido la comida de muchos medios dándoles datos manipulados, para decir que los vascos eramos españoles y que nuestros asuntos se resolverían hablando cuando unos dejasen de matar. Pero solo era una treta con la que alargar su españolización para parar las reclamaciones de los que nunca hemos utilizado la violencia contra otros ciudadanos. Ahora utilizan su típica solemnidad para cambiar el truco, "el futuro de los vascos y los catalanes lo decidiremos entre todos los españoles", y ya estamos con otra trampa con que alargar el conflicto.
Pues Sr Wert y compañía, ! NO ¡, el futuro de nuestras naciones, Euzkadi y Catalunya lo decidiremos los ciudadanos que las componemos. En Euzkadi, ayer hablamos y quedo meridiano el mensaje, su españolizacion artificial pactada con el PSE de Patxi Lopez y el PP de Basagoiti, no han servido, escuchen, si es necesario copien del otro gran imperio, el británico y reconozcan que la españolizacion no vale contra los corazones, sentimientos y argumentos de los que no quieren ser españolizados, queremos vivir con ustedes como lo que somos, vecinos, con los que compartimos mucho, pero queremos ser, decidir y asumir los riesgos propios de cualquier Nación del Mundo.
Piensen, escuchen, aprendan, entiendan y acepten, si es necesario copien, pero tomen el ejemplo de estas semanas entre el Gobierno Británico y el Gobierno Escoces. Mantenerse en la españolización de Euzkadi es un error y mantenerse en españolizar Catalunya, ídem de lo mismo, ¿para que vivir enfrentados durante mas generaciones si podemos vivir  respetándonos como vecinos en Europa?. 
Si es cosa de educación, demuestren y pongan las urnas otra vez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu opinión